Para los que quieren más: HP4 con 193 HP y 199 kg de peso lleno.

Basada en la BMW S 1000 RR, la marca alemana presenta su deportiva de un litro en versión súper ligera, una moto que ofrece 193 caballos de potencia para mover un peso de tan sólo 199 kg, y eso incluyendo el Race ABS y el tanque de gasolina a un 90% de capacidad. En seco la moto tiene un peso de apenas 169 kilos, también con el ABS de carrera.

Siguiendo la saga de High Performance que establecieron antes las HP2 Enduro, HP2 Megamoto y HP2 Sport, la nueva HP4 es la primera de cuatro cilindros de la gama HP, una moto exclusiva con su número de serie grabado que se entrega lista para entra a pista.

Inspirada en la S1000RR, BMW Motorrad ha buscado mejorar la moto en todos los rubros, para aplicarlos a la filosofía HP y crear una versión superlativa, que permite su uso así como está tanto en las categorías de SBK como de Superstock. Pese a esta clara vocación pistera, BMW también ha pensado en el acompañante, así que al asiento monoposto se le añade una opción extra que permite agregar el asiento para el acompañante con el juego de posapiés para éste.

En cuanto a la frenada, al equipo Brembo se le suma un ABS de carrera mejorado respecto a la S1000RR «normal». Al igual que esta última, el ABS de la BMW HP4 incluye cuatro modos: “Rain”,  “Sport”, “Track” y “Slick”. El modo slick toma la experiencia en carrera del campeonato alemán IDM para ofrecer un sistema orientado especialmente al piloto con buen nivel en pista, una opción que permite obtener frenadas de campeonato. Dentro del paquete estándar, la HP4 ofrece el sistema de ajuste de suspensión DDC (Dynamic Damping Control), para ajustar las suspensiones a fin de maximizar la tracción en cualquier situación.

La BMW HP4 estrena una medida de llanta trasera de 200/55 ZR 17. El DTC (Control Dinámico de Tracción) se ha optimizado para el uso superdeportivo de la HP4, ahora el efecto de control de tracción se puede adaptar sobre la marcha en el modo “Slick”, adaptándolo aún más a las preferencias individuales del piloto. Siendo una moto orientada a las carreras no podía faltar un Launch Control. Este sistema se activa en el modo “Slick” y da la máxima aceleración en las salidas, lo que permite al piloto concentrarse mucho más, controlando la aceleración a través del embrague, ya que del resto se ocupa la moto, evidentemente evitando caballitos indeseados que quitan fracciones de segundo valiosas. También de serie, el asistente de cambio Quick Shifter ayuda a cambiar de marcha sin perder tiempo alguno, un cambio casi instantáneo que ayuda a ganar tiempo.

Comparando la HP4 con la S1000RR, la diferencia de peso es de 2.4 kg en favor de la primera. El sistema de escape está hecho de titanio y permite aligerar unos 4.5 kg del peso de la moto respecto al sistema de acero de la RR.

Para lso que quieres aún más, y no les basta con esta impresionante lista de mejoras, a la moto se le puede añadir el pack de competición, un conjunto de piezas en las que la fibra de carbono juega un papel especial, además de incorporar manetas de freno y embrague plegables, estriberas ajustables, así como los rines acabadas en un espectacular color Azul Racing. Aún no conocemos su precio, pero estamos seguros que valdrá cada peso que cueste.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.